Drako

 
Drako está perfecto, es un perro cariñoso, alegre, muy bueno en casa pero cuando sale a la calle es un poco "chulillo" con otros perros, cuando va atado y ve un perro, ladra, ladra ... que se le oye en todo el vecindario, pero luego lo único que quiere es jugar. Y bueno no sé que más contaros, ah que se ha convertido en el compañero ideal de juegos de mi hijo Alberto, los dos se lo pasan en grande, y han hecho un montón de amigos,

Alberto, Javier y Marta